Manuel “El Honrao”

* Desde muy niño Manuel había demostrado una facultad extraordinaria para la lectura. A los cinco años leía las obras de Platón y Aristostéles con desenvoltura, y esgrimía argumentos sofísticos a su familia que le contemplaban con cara de desconcierto. – ¿Qué haremos contigo Manolito? – suspiraba la afligida madre, mientras el padre bajaba su cabeza callado mirando  sus encallecidas manos. El niño creció en salud e inteligencia. A los diez años ya había decidido lo que quería ser de mayor: quería ser sabio. Se diseñó su propio plan de estudios e inflexible se embarcó en una tarea que calculó tardaría veinte años en cumplir. Se había propuesto leer todo el saber humano, y su portentosa memoria le permitía recordar con...

El Cenáculo

* -¿Brujería?…- murmuró Alberto con estupefacción. Meneó la cabeza y volvió a ojear el nuevo texto que acababa de ser publicado. Como todos los jueves el respetado profesor de antropología de una de las universidades màs prestigiosas del país participaba de un encuentro informal junto a otros estudiosos. Había aprovechado la oportunidad para regalar ceremonialmente su nuevo libro titulado “El Ayer, el Hoy y el Mañana de las religiones”. -No veo por qué pones esa cara Alberto – replicó Jon Txirube -. De hecho supongo que si en otros tiempos la religión dominante había perseguido y condenado los practicantes de ese término… – Por favor Jon, qué tonterias dices – continuó Alberto ligeramente molesto porque le robara...

Citas con Don Rogelio

* Primera cita con Don Rogelio Aconteció un día que pude conocer a Don Rogelio, un hombre cuyo oficio era ser brujo. Tal palabra puede confundir a muchos lectores, pero aquí en estas tierras es el que se dedica a los misterios del duende, el hombre entregado a lo que se ha denominado universalmente como «magia». Ni que decir tiene que tras tantos años de profesión Don Rogelio tenía el aire del artesano, del hombre que se ha hecho según su oficio. Que esta actividad sea tan singular para muchos no implica que lógicamente imprima un carácter y personalidad al hombre que lo practica. Don Rogelio apareció así en mi vida en la mitad de un puente, en una estación de tren que me dejó en un lugar conocido por su poder y misterio. Al irme aproximando,...